Grupo Parlamentario MORENA, LXV Legislatura

Versión estenográfica del mensaje del senador Ricardo Monreal Ávila, coordinador del Grupo Parlamentario de Morena en el Senado de la República, con motivo del Día de la Libertad de Prensa, de la Santa Cruz, y situación en Tamaulipas.

Hoy es lunes 3 de mayo, Día Mundial de la Libertad de Prensa.

Enhorabuena para todos quienes hacen posible este derecho fundamental, y a todos los comunicadores y reporteros, y reporteros gráficos, un abrazo y un saludo.

Pero también es Día del Albañil, el Día de la Santa Cruz. Se celebra a todos los trabajadores, se festeja a todos los trabajadores de la industria de la construcción: albañiles, ingenieros, arquitectos; todos. Enhorabuena para todos, ojalá y se la pasen bien y que este día a todos beneficie, porque es un Día muy complicado, muy difícil.

También mando un mensaje a Tamaulipas:

No se preocupen, seguramente las instancias jurisdiccionales y debidamente acreditadas por la Constitución, resolverán el problema que ahora está presente en Tamaulipas.

Lo más conveniente para todos, los pobladores y los ciudadanos, y quienes queremos a Tamaulipas, es que se reconduzca institucionalmente el Estado.

Nosotros tenemos que ser muy claros y muy contundentes. En este momento hay una crisis institucional, pero se va a resolver por la vía del derecho, por la vía de las instituciones, que es lo más conveniente para todos.

Tamaulipas merece tranquilidad, Tamaulipas merece buenos gobiernos, Tamaulipas merece conducción institucional, no quebranto, no confrontación, no polarización, no división.

Y el Senado de la República, es el garante de que los estados tengan funcionamiento correcto, institucional y constitucional.

El Senado de la República es el único órgano constitucional del Estado, que puede declarar que ha llegado el momento de declarar la desaparición de poderes y que ha llegado el momento de nombrar un Gobernador provisional.

En este caso, el Senado se ha mantenido recatado, ponderado, moderado, prudente, para que las instancias constitucionales y jurisdiccionales, puedan resolver el caso.

La vedad es que la resolución de la Cámara de Diputados Federal, es inatacable.

No hay ninguna autoridad que pueda intervenir en una decisión soberana del Poder Legislativo.

Por eso, es que tenemos que actuar y tenemos que resolver, con la premura conveniente, la situación de Tamaulipas, por el bien del país y por el bien de Tamaulipas.