Grupo Parlamentario Senado MORENA, LXIV Legislatura

Versión estenográfica del posicionamiento del senador Américo Villarreal sobre el Fondo de Salud

Gracias, con su permiso, señor presidente.

Creo que primero que nada nos tenemos que situar con la situación de la discusión, no es una situación ahorita de ingresos que ya fue aprobado y que ahí si hubo un monto y una aprobación por este pleno y por incorporar a la Ley de Ingresos estos 33 mil millones de pesos.

También creo que no es el motivo de la presente discusión el hablar de la refinación o de las energías limpias, sino centrarnos en cómo debemos de manejar en forma correcta y oportuna el recurso económico que tiene nuestro país y, en este momento, un recurso que se ha venido acumulando durante los últimos 10 años llegando a tener más de cien mil millones de pesos en los gastos catastróficos. ¿Por qué se dio esta acumulación? porque no se estaba empleando correctamente para atender los gastos catastróficos. En la clasificación que se hacía en los gastos catastróficos y la forma en que se disponía de ellos, si estaba considerado y presupuestado con este fin, entonces cómo fue en estos últimos años se hayan juntado mas de cien mil millones de pesos con las necesidades de atención en la salud que tiene nuestra nación.

¿Qué preferimos?, ¿que esté acumulado y lo tengamos en un fondo bancario y que esté dando rendimientos a los fideicomitentes? O que esté siendo empleado correcta y eficientemente en la atención de las oportunidades que demanda nuestra nación, expresamente en la situación de la salud.

Aquí se mencionan y se dicen a veces situaciones mitómanas, que faltan a la verdad y que lo dicen con tal certeza y seguridad como el de estar diciendo que la muerte y los indicadores de letalidad por los padecimientos oncológicos son debidos al último año y que se tienen esas mil 900 muertes. Me gustaría que analizáramos la situación de cada uno de esos pacientes en las condiciones del momento en que se diagnosticaron tardíamente porque nos hacían falta equipos de diagnóstico oportuno y también la oportunidad de tener los medicamentos y los insumos necesarios para su atención, ¡ah, pero teníamos dinero en el banco!, pues ¿qué hacemos con ese dinero en el banco? Hay que mejorar nuestras circunstancias de la oportunidad de atención.

Salve decir que, en forma global y como humanos, y que es ahora la tercera causa de muerte, los problemas oncológicos, lamentablemente en nuestro país por la forma tardía en que todavía los estamos diagnosticando, se mueren más del 47 por ciento, y esto no es debido a como estamos o no administrando la situación de este fondo, que estamos queriendo proponer ahorita una nueva disposición para que lo hagamos de la mejor forma.

Y podemos hacer con mucho gusto, en aras de después comentarlo directamente en qué forma y adónde se han direccionado esos 40 mil millones de pesos. Se mejoraron la capacidad de atención y la responsabilidad de atención de los institutos nacionales para la hospitalización en la situación de la atención de la defensa nacional de la Marina, que adecuó sus instalaciones para poder atender esta contingencia, se le dio capacidad operativa al Conacyt y ahora sabemos que México produce sus propios ventiladores y que también ahí se destinó el recurso para tener monitores, rayos X, ventiladores. Hemos sabido de todos los insumos que llegaron de otras naciones a través del puente aéreo, la situación de los recursos humanos que han llegado a los institutos nacionales de salud y tenemos información de los recursos humanos que han llegado a 29 entidades estatales para reforzar la capacidad de oportunidad de atención médica.

Se ha garantizado la atención de los mexicanos con los hospitales. No hemos sido rebasados en la atención de camas hospitalarias, ni hemos sido rebasados en la oportunidad de la atención de camas de terapia intensiva y de ventiladores, ahí están los 40 mil millones de pesos y todavía quedan en el fondo del Insabi para poderlos utilizar y direccionar correctamente; así es que, esto no es ninguna chicanada, la chicanada sería seguir haciendo las cosas como se han venido haciendo y seguir acumulando los recursos económicos en un fondo de fideicomiso sin estarlos empleando en la salud directa de los mexicanos

Así es que, nosotros tenemos la conciencia tranquila porque no somos iguales y sabemos que vamos a apoyar y vamos a seguir con esta modificación de esta iniciativa en el proyecto de Salud para los mexicanos.

Muchas gracias por su atención.