Grupo Parlamentario Senado MORENA, LXIV Legislatura

Refuerzan en el Senado medidas sanitarias con nuevos lineamientos para el retorno seguro a las actividades

  • Instruye la presidenta del Senado, Mónica Fernández Balboa, poner en marcha nuevas acciones para reducir posibilidades de contagio entre los legisladores por Covid-19

La presidenta del Senado de la República, Mónica Fernández Balboa, instruyó reforzar las medidas sanitarias en todos los edificios e instalaciones de este órgano legislativo, con el objeto de contar con las condiciones sanitarias que reduzcan la posibilidad de contagios de Covid-19 entre las y los senadores, servidores públicos y visitantes de las instalaciones de @senadomexicano.

La senadora indicó que estas nuevas disposiciones se suman a las acciones previamente establecidas en el Plan Mínimo de Operaciones que ya se había puesto en marcha y previo a la reanudación de actividades presenciales.

Estas medidas, puntualizó, consisten en sanitización de todos los inmuebles de la Cámara de Senadores, así como el lavado exhaustivo con cloro de todas sus áreas, colocación de tapetes sanitizantes en los accesos y áreas comunes, como elevadores, salas de juntas, Salón del Pleno y otros espacios en los que hay mayor tránsito y permanencia de personas.

Asimismo, en el @senadomexicano se montaron racks de lámpara UV al 100 por ciento dentro de los ductos del salón de sesiones, para eliminar gérmenes y sanitizar el flujo de aire de inyección, además se instalaron filtros de ingreso que incluyen la toma de temperatura a la entrada de las instalaciones, así como la entrega de gel antibacterial en todas las áreas.

Este refuerzo de las medidas sanitarias instruido por la senadora Mónica Fernández Balboa, funcionarán de manera permanente a partir de la reanudación de las actividades presenciales y hasta la conclusión de la emergencia.

Además, serán instalados tapetes con producto desinfectante en todos los accesos a las instalaciones, así como en las áreas de elevadores y en los pisos de estacionamiento y se intensificarán los trabajos de limpieza y sanitización de los espacios laborales, los cuales se adecuarán a los protocolos de sana distancia.

Asimismo, se llevará a cabo la limpieza exhaustiva y frecuente del Salón de Sesiones y las salas de comisiones, oficinas, baños y lugares comunes, como pasillos y elevadores, así como en las áreas de servicio de alimentos.

También se limitará el uso de aire acondicionado o, en su defecto, se garantizará el intercambio o limpieza diaria de los filtros correspondientes.

Se instruirá al personal de seguridad y resguardo que detecte a las personas que no porten cubrebocas y las exhortará a que lo hagan, además podrá dispersar reuniones en áreas comunes en las que no se observe la distancia requerida.

Mónica Fernández Balboa explicó que en las sesiones plenarias de la Comisión Permanente, las que llegara a realizar el Senado en periodos extraordinarios y las reuniones de trabajo de comisiones, no podrá concurrir un número mayor de 50 personas.

En tanto, las sesiones plenarias de la Comisión Permanente tendrán la duración que determine la Mesa Directiva con los grupos parlamentarios. Para el caso de las sesiones que realice el Senado, su duración será acordada por la Mesa Directiva y la Junta de Coordinación Política, con el objetivo de atender lo estrictamente necesario.

Dejó en claro que, de acuerdo con la evolución de la señalización de semáforos establecida por el Gobierno Federal, en su momento se podrá determinar la fecha, a partir de la cual se podrán presentar a trabajar las personas vulnerables.

El personal que sea detectado con fiebre pasará al servicio médico para su revisión, de acuerdo con el protocolo establecido.

Estas disposiciones se suman a las acciones que la presidenta de la Mesa Directiva estableció en el Plan Mínimo de Operaciones previo a la reanudación de actividades presenciales, a efecto de contar con condiciones sanitarias que reduzcan la posibilidad de contagio de las y los senadores, servidores públicos y visitantes del Senado.

Las medidas previas que se realizaron son la sanitización de todos los inmuebles de la Cámara de Senadores, así como el lavado exhaustivo con cloro de todas sus áreas, colocación de tapetes sanitizantes para en los accesos y áreas comunes, como elevadores, salas de juntas, Salón del Pleno y otros espacios en los que hay mayor tránsito y permanencia de personas.

Asimismo, se montaron racks de lámpara UV al 100 por ciento, dentro de los ductos del salón de sesiones, para eliminar gérmenes y sanitizar el flujo de aire de inyección, además se instalaron filtros de ingreso que incluyen la toma de temperatura a la entrada de las instalaciones, así como la entrega de gel antibacterial en todas las áreas.

También se acondicionaron y señalizaron los espacios laborales de acuerdo con los protocolos de sana distancia.