Grupo Parlamentario Senado MORENA, LXIV Legislatura

Versión estenográfica del mensaje del senador Ricardo Monreal Ávila, coordinador del Grupo Parlamentario de Morena en el Senado de la República, durante el Primer Informe de Actividades Legislativas del senador por Aguascalientes, Daniel Gutiérrez Castorena

SENADOR RICARDO MONREAL: …venimos tanto senador y senadora.

Viene, por ejemplo, del estado de Puebla, el senador Alejandro Armenta.

Viene la senadora Lilia Margarita Valdés, de Durango.

Viene Lupita Covarrubias Cervantes, de Tamaulipas.

Viene Eunice Renata Romo, de la Ciudad de México.

Elvia Marcela Mora, también de la Ciudad de México.

Marybel Villegas, de Quintana Roo.

Malú Mícher, de Guanajuato.

Martha Guerrero viene del Estado de México.

Juan José Jiménez, viene de Querétaro.

Desde Chiapas, José Eduardo Ramírez.

El senador Américo Villarreal, de Tamaulipas.

El senador Ernesto Pérez, de Veracruz.

El senador Aníbal Ostoa, de Campeche.

El senador Armando Guadiana, de Coahuila.

Rocío Abreu, de Campeche.

Primo, de San Luis Potosí. 

Y les comentaba al inicio, antes de la presentación de ellos, cuál era la razón por la que estamos todos aquí. 

Primero, porque Daniel como senador, se ha ganado el cariño, el aprecio y el respeto de todos los senadores y las senadoras, no sólo de Morena; de todos los grupos parlamentarios. Enhorabuena, Daniel. 

Es también un académico serio, es un buen parlamentario, es un legislador muy disciplinado por su gente, por su patria, por sus principios.

Como ustedes lo escucharon en su informe, no ha faltado una sola sesión, bueno una, justificada, porque el ciudadano Presidente de la República lo invitó a acompañarlo en una visita aquí a Aguascalientes. Y tenía dudas de faltar.

Les confieso que lo designamos como representante del Senado a una nación extranjera, a él y a Aníbal, y teníamos sesión extraordinaria. Y me dijo: “coordinador, me voy a quedar a la sesión, no voy a ir al viaje, porque esa es mi responsabilidad”. De ese tamaño es Aníbal, de ese tamaño es su responsabilidad para con la cuarta transformación. 

Vivimos momentos, desde mi punto de vista, extraordinarios. Yo tengo 22 años acompañando al Presidente de la República, desde hace 22 años, cuando fui candidato a gobernador, en el 97, aquí vecino de ustedes, en Zacatecas, me identifiqué con él y, desde entonces lo he acompañado.

Y ahora, yo vivo una etapa extraordinaria, de manera personal. Creo, sin lugar a dudas, que Andrés Manuel López Obrador será el mejor Presidente de la República de las últimas décadas que haya tenido México. 

Claro está que en el país se han presentado alternancias, como aquí en Aguascalientes, alternancias de nombres, de partidos; pero nunca había habido una transición. 

La diferencia de una alternancia y de una transición es que la alternancia sí es gobernar igual, con lo mismo y para lo mismo, no cambia nada.

La transición no, la transición es un cambio de régimen, cambio de modelo económico, cambio del quehacer público, cambio del comportamiento político, cambio y transformación profunda de las instituciones y es lo que está haciendo el Presidente López Obrador.

Una de las cosas que a mí me ha sorprendido, se los comento de manera muy sincera, es el que en la campaña dijo que iba a separar el poder económico del poder político.

Que Juárez, el Presidente Juárez había logrado en la historia la separación del poder político y el poder eclesiástico, Iglesia y Estado, pero que se proponía, de llegar a la Presidencia de la República, separar, separar tajantemente el poder económico del poder político que con los años había logrado ser un matrimonio indisoluble: el negocio y el poder, el dinero y el poder. 

Y lo está logrando. Andrés Manuel ha iniciado el proceso de separación del poder político y el poder económico. 

Hoy por la mañana, anunció una iniciativa que nos enviaría, no sé si como cámara de origen el Senado o como cámara de origen la Cámara de Diputados, pero dijo en la mañana que estaba preparando una iniciativa para que a nivel constitucional se estableciera la prohibición de condonar impuestos a grandes empresas que, para su conocimiento, son algunas transnacionales a los que se les condonaban los impuestos en México. 

Por eso es muy importante lo que está haciendo y por eso hay resistencias. Un cambio de régimen es tan profundo que aquellos que se sentían o que se sienten lastimados por la eliminación de privilegios, se resisten, hay sí resistencias, porque no se asume tan fácilmente la eliminación de privilegios.

Y el Presidente de la República no está solo. En la Cámara de Senadores los 59 senadores de Morena, los cinco del PES y normalmente las compañeras y compañeros del PT caminamos juntos para respaldar al Presidente de la República.

Mal haríamos si no; de manera autónoma, de manera racional, de manera reflexiva respaldamos al Presidente de la República, que le ha dado una sacudida al molde histórico tradicional y ortodoxo del quehacer público, el que estaba acompañado de privilegios, canonjías, corrupción, deshonestidad. Eso ya no va a existir en el Gobierno ni va a existir en los cargos públicos. 

No quiero decir que ya está erradicado por completo, no. Todavía quedan ínsulas, todavía quedan espacios en los que se resisten al cambio y por esa razón creo que el Presidente de la República se enfrentará en los próximos años, precisamente a este establecimiento de bases firmes para que no haya una regresión en el futuro, bases constitucionales, bases jurídicas, para que nadie pueda retroceder o hacer retroceder el cambio.

¿Qué nos falta?

Lo digo como Poder Legislativo, aparte de la inmersión de iniciativas, leyes, reformas constitucionales, que ya ha dado cuenta con lucidez y brillantez el Congreso. 

Ya hicimos nuestro trabajo. Dejemos al Ejecutivo Federal instrumentos jurídicos en materia constitucional y legal para poder enfrentar la delincuencia en todo el país.

Creemos firmemente que la Guardian Nacional es un instrumento eficaz y que va a servir para atenuar, disminuir y enfrentar la inseguridad pública que hay en el país, que por cierto es producto de la herencia maldita que recibió el Presidente de la República, un Estado en descomposición nacional, un Estado putrefacto, corrupto y con una destrucción del tejido social impresionante. 

Aguascalientes, en este momento, aparece con signos de preocupación, en donde históricamente Aguascalientes había sido un espacio donde la inseguridad y la violencia no habían hecho presencia ni menos a rango en esta ciudad y en este estado.

Últimamente, hoy estuve conversando con hoy empresarios y amigos de Aguascalientes y me comentaron su preocupación.

La próxima semana estaré con el Presidente de la República y les ofrecí comentarlo con el Presidente de la República, para reforzar al estado de Aguascalientes, que merece mantener y preservar su paz social históricamente.

También, hoy ya lo mencionaba Daniel, reformas tan importantes como la Reforma Educativa, la mal llamada Reforma Educativa quedó derogada de estas reformas estructurales quedamos en el pasado, también la Reforma Laboral, que se tuvo que someter en el Congreso a la voluntad del pueblo, para seguir, continuar en una Reforma histórica. 

En materia laboral se modificaron más de 500 artículos de la nueva Ley, de la Ley Laboral, más de 500 artículos, es decir, más de la mitad del ordenamiento jurídico. 

Y ahí participó, muy activamente, Daniel; Reforma Laboral, Reforma Educativa y también la aprobación del acuerdo comercial denominado T-MEC. 

Fue nuestro brazo derecho como Grupo Parlamentario, le tenemos mucha confianza a Daniel, porque es un legislador de primera. Tienen, en Aguascalientes, a un legislador de primera, como es Daniel. 

Hubo una aprobación de todas estas reformas que hemos hecho, se dicen fáciles y a veces la gente piensa que fue producto de la casualidad, o de la presión. No, no, fue producto de la convicción.

Por ejemplo, la Reforma de Paridad. Yo digo que son de las más avanzadas en el mundo lo que aprobamos en materia constitucional, para que haya equidad en los puestos públicos, en todos los niveles. 

Es una Reforma ya aprobada y surgió una vez que llegó Morena a ser mayoría en el Congreso de la Unión, no antes. Sin la voluntad de Morena, no habría habido una Reforma en materia de Paridad. 

Por eso ahora debo decirles que es un producto de la convicción que una paisana de ustedes, de Guanajuato, Lucía Micher, fue una administradora incansable desde décadas, décadas, décadas, junto con las mujeres de Morena, que son más de la mitad en la coalición. 

En Morena somos la mitad y la mitad, mitad mujeres y mitad hombres. Aquí hay varias mujeres que han luchado toda su vida por mantener estos principios a nivel constitucional y ahora nos sentimos orgullosos de haberlas acompañado en este sueño que parecía inalcanzable, pero que ahora es letra obligatoria para todos y para todas. 

Por esa razón, me siento muy contento de venir con Daniel, acompañarlo, decirle a su familia que deben de sentirse muy orgullosos de que ahora un catedrático, un maestro, un vecino de ustedes, sea parte del Congreso de la Unión.

Es la primera vez, es la primera vez que por elección directa un hombre de izquierda, de pensamiento crítico, de Aguascalientes, los representa y los representa muy bien.