Grupo Parlamentario Senado MORENA, LXIV Legislatura

Versión estenográfica de la intervención del senador Rubén Rocha Moya, presidente de la Comisión de Educación, al presentar en el Pleno del Senado el dictamen por el que se reforman, adicionan y derogan diversas disposiciones de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos en materia educativa

Con su venia, señor Presidente.

Compañeras y compañeros senadores:

Este es el dictamen, por eso estuvo muy bien que se haya dispensado su lectura.

Estoy habla, justamente, de un proceso muy, muy participativo, de un trabajo legislativo acucioso, muy plural, que ha dado un ejemplo esencial. Una reforma constitucional en materia educativa, enviada por el Presidente, iniciativa presidencial que, como nunca antes en la historia, ha sido adicionada, ha sido revisada y ha sido por lo tanto, mejorada en el marco del ejercicio autónomo que tenemos los legisladores.

Por eso, quiero pedir a todos mis compañeros y en general al público, a la sociedad mexicana, que registre que aun siendo el Senado ahora Cámara revisora; este Senado tiene un expediente que demuestra que ha trabajado desde el principio en la configuración de la reforma.

Por mi conducto, mis compañeros de bancada presentamos incluso antes de la iniciativa, una propuesta integral de reforma. Quiero decirlo, por cierto, a propósito de uno de los puntos de discordia o debate, en ese proponíamos efectivamente desaparecer al INEE; pero proponíamos que se sustituyera por un instituto, un consejo autónomo constitucionalmente.

Pero como les hemos explicado, así como algunos queríamos que ocurriera eso, había tendencia muy importante aquí, en la polémica, que proponían que no hubiera INEE y que no hubiera ningún otro centro.

Pues hemos logrado que se incorpore un nuevo centro, que tiene sin lugar a dudas, bondades, virtudes, que van a ayudar al mejoramiento de la educación.

Quiero referirme, y esto es importante, compañeras y compañeros senadores, aquí en esta Cámara y en esta tribuna, empezando por Martí Batres, se han presentado una serie de iniciativas en materia educativa, en materia de reforma constitucional.

La primera que conocimos fue aquella sobre la obligatoriedad a la Educación Superior, presentada por el presidente.

Pero también, Martha Cecilia Márquez Alvarado, presentó su iniciativa. El senador Gilberto Herrera Ruiz; los senadores Clemente Castañeda y Verónica Delgadillo. El senador José Narro; los senadores Joel Padilla Peña y Alejandro González Yáñez. La senadora Rocío Abreu.

En materia de eliminación del sistema de evaluación cuestionado, Martí Batres presentó una iniciativa. Cora Cecilia, senadora; la senadora Blanca Estela Piña Gudiño.

En equidad y condiciones a la permanencia docente, el Grupo Parlamentario de Movimiento Ciudadano, el senador Dante Delgado; el senador Clemente Castañeda; senadora Verónica Delgadillo. Los senadores Patricia Mercado, Samuel García, Indira Kempis y Juan Quiñonez.

Pero también en materia de cuotas voluntarias, la senadora María Leonor Noyola, presentó una iniciativa.

En educación para la salud, el senador Primo Dothé, iniciativas relativas al presupuesto y financiamiento la senadora Leonor Noyola, Blanca Estela Piña, la senadora Blanca Estela Piña, las senadoras, y los senadores, Imelda Castro Castro, Lilia Margarita Valdez, Rubén Rocha y Daniel Gutiérrez Castorena.

En Educación Inclusiva y Acceso a la Educación, el senador Miguel Ángel Mancera Espinosa.

Y aquí destacado, en el caso de la Educación Inclusiva, llamo la atención a la senadora Claudia Edith Anaya, que no solamente ha impulsado el tema de la inclusión, sino que lo llevó a una iniciativa que en la Comisión de Educación la dictaminamos.

Educación Humanista, la senadora Minerva Citlalli, las senadoras Geovanna del Carmen Bañuelos, etcétera.

¿Qué quiero decir con esto? Que esto está en las consideraciones en este compendio.

Hemos hecho, además, en el Senado, ya lo dije aquí y lo reitero porque quiero reconocer a Minerva Hernández, senadora, a Beatriz Paredes, senadora, a Joel Padilla, senador, al senador Gutiérrez Castorena, que coordinaron sendos foros especializados, en donde fue posible incorporar opiniones diversas -ya se me acaba el tiempo-, opiniones diversas sobre el tema.

Quiero concluir: esta Reforma Educativa, compañeras y compañeros senadores, mexicanos, mexicanas, mi querido Joel, es de todos y eso es muy importante. Esta Reforma Educativa la estamos elaborando todos.

Por eso será muy importante que hagamos lo que dijo aquí Eduardo Ramírez, nuestro compañero senador, presidente de la Comisión, votemos por ella porque es de todos.

 

Quiero destacar, por supuesto, que así como es de todos y como deberíamos de empujarla, esta Reforma es del presidente Andrés Manuel López Obrador, como lo fue la Reforma anterior del presidente Peña, y como fue la Reforma de los 11 años, la mejor para mí en la historia de México, en la postrevolución, del presidente Adolfo López Mateos, con Jaime Torres Bodet, como ahora tenemos a Esteban Moctezuma empujando y con el gran conocimiento y la gran aprehensión que le ha puesto a la Reforma.

Este es el reconocimiento general, esta es nuestra Reforma, esto es lo que ahora presentamos.

Ahora digo muy rápidamente, las cosas que debo destacar.

Número uno de la Reforma. Se modifica el paradigma de la Evaluación Punitiva por el paradigma de la Evaluación Formativa y Diagnóstica.

Se eleva a carácter de universalidad el derecho humano a la educación, poniendo de cero a tres años la educación inicial, y la educación superior como obligatoria, lo que cierra el círculo y le da ese carácter universal.

Tiene, igualmente, un principio fundamental de los derechos humanos que es la progresividad.

Cuando consideramos la Educación Inclusiva, que no solamente requiere de maestros formados de manera especial, sino también edificios escolares dignos, con accesibilidad y con movilidad propia.

La interculturalidad, que ataca la discriminación que hasta ahora se ha tenido en el servicio educativo, el carácter plurilingüe. Hasta el lenguaje de señas está considerado que debería estar en este nuevo sistema educativo. 

En general, pues, tenemos otro elemento incorporado al sistema educativo. Ya dijimos, el Centro de Revalorización del Magisterio.

Este centro no sólo va a tener posibilidades de incorporar o dar lineamientos para la evaluación; sino también para planear y para capacitar. Por eso es un centro más acabado y más completo.

Finalmente quiero tocar el tema de la autonomía universitaria. Efectivamente, compartimos con todos ustedes, sobre todo los grupos de oposición que dijeron ¿qué pasó? Con la alerta de que no,  hubo un error de dedo y no vino la fracción séptima en el artículo tercero constitucional.

Se incorporó luego y ahora tenemos en la obligatoriedad una serie de criterios que defienden la autonomía universitaria.

Compañeras y compañeros:

El estado debe retomar la rectoría de la educación. Esto supone diseñar planes y contenidos. Dos, gestionar administrativamente el sistema educativo, financieramente el sistema educativo y laboralmente.

El estado no puede soltar para nada el carácter técnico a través de los llamados comités técnico-burocráticos que deben de formarse y puedan diseñar los instrumentos de planeación, pero también cerrando la pinza del manejo de nóminas y de plazas.

Que quede claro aquí: esta reforma educativa no deja ninguna cobertura para negociaciones que conduzcan a corrupción y manejos indebidos del patrimonio de los mexicanos, como pueden ser las plazas y en general la nómina del servicio educativo.

Aquí lo ha dicho Samuel García, que efectivamente hay que cuidar el porcentaje que se dedica al servicio personal, que es de más del 90 por ciento para dedicarle muchos más recursos a la parte educativa

Termino diciendo que le propósito central de esta reforma es ir, mejorar o atender el interés supremo de las niñas, niños, adolescentes y jóvenes.

Y con ello requerimos también que otro propósito fundamental sea que el maestro en lugar de en las calles protestando, esté en el aula dándole clase a los alumnos.

Para eso hay que dignificar la labor del maestro, hay que hacerlo profesión de Estado, hay que realmente reconocer sus demandas, pero también resolverlas.

Sólo de esa manera vamos a tener un resultado de esta reforma educativa que realmente es leve. No es por niveles de formación en la escuela, nuestro proceso de enseñanza-aprendizaje, nuestro modelo pedagógico.

Compañeras y compañeros y más bien digo, maestras y maestros de México:

Con esta Reforma Educativa ocurren varias cosas que hay que tener en cuenta.

SENADOR MARTÍ BATRES: Concluya, por favor, senador.

SENADOR RUBÉN ROCHA MOYA: Número uno, termino, se acaba con el inicio de este decreto, que aspiramos sea aprobado pro todos nuestros compañeros, se acaba la evaluación punitiva.

Dos, todas las maestras y los maestros que hayan generado algún derecho con la aplicación de la reforma anterior, debe de serle cubierto.

Y tres, todo la maestra y el maestro que haya sido afectado, cesado, pensionado, perseguido, producto de la reforma anterior, deben ser restituidos todos sus derechos.

Llamo de manera muy respetuosa a mis compañeros y compañeras de Acción Nacional, del PRI, del PRD, del PT, del Verde, mis compañeros del PES, Movimiento Ciudadano, Partido del Trabajo y por supuesto a mis compañeras y compañeros de Morena, a que aprobemos esta ley, esta Reforma Educativa y que, con ello, compañeras y compañeros, sea el mejor regalo que le entreguemos a las niñas y niños hoy en su día.

Muchas gracias.

Senado de la República
Senado de la República

Tus propuestas son muy valiosas para nosotros

Queremos escucharte y entender tus necesidades. Envíanos tus propuestas para que juntos trabajemos en ellas.
Enviar propuesta