Grupo Parlamentario Senado MORENA, LXIV Legislatura

Promueve Casimiro Méndez programas educativos interculturales y bilingües

  • La actual educación indígena provoca que pueblos originarios abandonen costumbres y lengua materna.

A partir que el Estado estableció la educación indígena en nuestro sistema educativo, los pueblos originarios han abandonado su lengua materna y costumbres y en su lugar se adopta la cultura nacional.

Luego de señalar lo anterior, el senador Casimiro Méndez consideró que tal revertir esta situación, debe modificarse la Ley General de Educación para que la Secretaría del ramo promueva, desarrolle y defina programas interculturales y bilingües de contenido regional, que reconozcan la importancia de nuestras comunidades originarias.

Los resultados de ese fallido esquema educativo intercultural bilingüe, implementado desde la administración de Vicente Fox, abundó, son conocidos. Se trató de una propuesta única, un solo modelo educativo para todas las regiones indígenas que no ofreció una solución adecuada a las necesidades de estos pueblos. Se apoyó en contenidos descontextualizados e irrelevantes para la preservación de sus culturas, de sus lenguas y se impuso un modelo único de educación básica desconociendo la realidad multicultural del país, indicó.

El senador del Grupo Parlamentario de Morena consideró que las condiciones de marginación descuido y abandono en las que se encuentra la educación indígena son alarmantes.  Muestra de ello, dijo, son las estadísticas de diversos estudios que señalan que en la mitad de las escuelas básicas del país existe al menos un niño indígena pero no hay ningún maestro que hable su lengua.

En primaria, continúo, la mayoría de los docentes (en 6 mil 719 de 10 mil 102 escuelas) da clase a más de un grado; la cuarta parte de las escuelas donde estudian los niños indígenas tienen condiciones precarias; la mayoría de los infantes tienen tiempos excesivos de traslado a sus centros escolares y la mayoría vive en hogares con ingresos inferiores a la línea de pobreza extrema por ingresos.  

El legislador señaló que todas estas condiciones favorecen el rezago educativo en este sector de la población.

Dos de cada 10 estudiantes Indígenas terminan la primaria, siete de cada 100 el bachillerato; el 25 por ciento de la población indígena es analfabeta y sólo 3.6 por ciento de las personas hablantes de lenguas indígenas obtiene un título universitario, concluyó.

 

Senado de la República
Senado de la República

Tus propuestas son muy valiosas para nosotros

Queremos escucharte y entender tus necesidades. Envíanos tus propuestas para que juntos trabajemos en ellas.
Enviar propuesta