Grupo Parlamentario Senado MORENA, LXIV Legislatura

Versión estenográfica de la exposición del general Luis Crescencio Sandoval González, secretario de Defensa Nacional, en el marco de la Reunión Extraordinaria de la Comisión de Puntos Constitucionales, para analizar la minuta con Proyecto de Decreto que reforma, adiciona y deroga diversas disposiciones de la Constitución, en materia de Guardia Nacional

Gracias, muchas gracias.

 

Inicialmente, un agradecimiento por tener la oportunidad de estar aquí con ustedes y comentar aspectos sobre la Guardia Nacional, y también una disculpa por haber llegado con este retraso; pero tuvimos un incidente que nos obligó a perder un poquito de tiempo en el movimiento que estábamos realizando de Tabasco hacia esta Ciudad.

 

Voy  a ser muy breve, voy a establecer algunos conceptos que tenemos sobre la Guardia Nacional. Y también adelanto una disculpa, si la información que voy a proporcionar quizá ya haya sido abordada por el secretario de Seguridad y Protección Ciudadana o por el almirante secretario de Marina.

 

Bien, muy rápido. Quisiera primero, plantear los aspectos de la seguridad que tenemos.

 

Tenemos un marco de una seguridad nacional en donde ésta está tutelada o la tutela va encaminada a la integridad del Estado mexicano la soberanía del Estado; y esta seguridad nacional está desarrollada o enmarcada en lo que hacen las Fuerzas Armadas dentro del país.

 

La seguridad interior, que esta seguridad va a tutelar a las instituciones a la gobernabilidad, también es una responsabilidad de las Fuerzas Armadas.

 

Y en un tercer nivel tenemos la seguridad pública. Esta seguridad pública que tutela a las personas, a sus bienes; es una responsabilidad de las fuerzas de seguridad pública de los tres órdenes de gobierno. Y también, ahí entramos las Fuerzas Armadas.

 

Desde el 2000 se establecieron unas tesis jurisprudenciales donde nos daban la encomienda de auxiliar a las fuerzas de seguridad pública en este tema.

 

Esta fuerza que se está proponiendo, la Guardia Nacional, va a atender esta parte de la seguridad pública; esta seguridad pública en la cual tenemos nosotros como coadyuvantes, como auxiliares 18 años trabajando; y que esos 18 años eran para poder dar la oportunidad a las fuerzas de seguridad pública de que se capacitaran, que se adiestraran, que se incrementaran sus posibilidades para poder atender la seguridad pública, pues no ha sido suficiente.

 

No tenemos una situación en el país, en la que pueda estar establecido que la seguridad pública ha avanzado en esos 18 años.

 

Entonces, esta institución que queremos crear, que es la propuesta de crear, deberá de ser una institución de Estado, debe de salir, debe de crecer como una institución de Estado; una institución permanente, una institución similar a lo que es el Ejército, la Fuerza Aérea y la Armada.

 

Una institución que el señor Presidente, de conformidad con el artículo 89º también tenga la facultad de hacer uso de ella para atender los grandes retos del país.

 

La misión que tendrá esta Guardia Nacional, va enfocada –como ya mencioné– a la seguridad pública, a los delitos del orden común, a los delitos que más afectan a la ciudadanía, a preservar el Estado de Derecho, a salvaguardar la integridad y los bienes de la población. Esa va a ser su principal función, esa va a ser su principal encomienda.

 

Esta fuerza, con una estructura militar, ¿para qué con una estructura militar? Necesitamos una estructura que rápidamente nos dé la posibilidad de avanzar en el trabajo que tienen que hacer.

 

Esta estructura militar le va a permitir dotar a la Guardia Nacional de disciplina, un aspecto que es a lo mejor algo lejano de algunas organizaciones policiales, esa disciplina tan importante que nosotros la consideramos como la columna vertebral de una institución, como lo es el Ejército, la Fuerza Aérea y la Armada.

 

También con lealtad, con honradez, con compromiso institucional, con valores y virtudes que le permitan atender la tarea; valores y virtudes que son semejantes a los que tenemos en una Fuerza Armada; valores que tendrá nuestro personal o que tiene nuestro personal de Policía Militar y de Policía Naval que van a integrar esta Guardia Nacional.

 

Esta fuerza obviamente tendrá que ser capacitada policialmente, aunque nuestros policías ya tienen algo de capacitación en ese ámbito, no son estos militares, estos policías militares, no son el soldado normal, están desde su construcción, desde su formación dedicados a la parte policial; les falta una parte que es, como se mencionó, la proximidad.

 

No tenemos esa capacitación, pero ya se está preparando qué hacer en ese ámbito, para adiestrar a esta Guardia Nacional en esa proximidad social, estos procedimientos policiales, procedimientos muy específicos, procedimientos que van a la atención del delito muy especializados, y que tendremos el tiempo suficiente para darle a nuestro personal.

 

Si ya tenemos una capacitación, una disciplina, tiene una organización, perderemos menos tempo en darles la capacitación que requieren en el ámbito policial.

 

También pondremos énfasis en los derechos humanos y en el uso de la fuerza; tiene que ser una fuerza en donde los derechos humanos sean de manera primordial respetados en cualquier situación, y el uso de la fuerza lo tendrán que aplicar como se llegue a establecer en los procedimientos.

 

El por qué esta fuerza. Como ya mencioné, 18 años, 18 años en auxilio, en coadyuvancia a la seguridad pública, permitiendo que las policías se integraran, se adiestraran, se reforzaran para poder atender su tarea, para atender su responsabilidad y no ha sucedido en 18 años, no ha pasado lo que todos esperamos que debería haber pasado en esos 18 años.

 

Se dieron algunas concesiones en la Ley de Seguridad Nacional del 2005, estaba también la obligación de los estados para fortalecer los esquemas de seguridad, tampoco se logró.

 

Durante ese lapso, se dio la instrucción a las Fuerzas Armadas de que dotáramos de armamento, en el cual fuera equiparable a lo que usaban las organizaciones delictivas para que las organizaciones policiales pudieran enfrentarlas.

 

Se les iba a dar adiestramiento, se les iba a proporcionar ese armamento, pero condicionado a las pruebas de confianza que tampoco se han cumplido a cabalidad.

 

Dieciocho años sin poder hacer esta situación.

 

Hay municipios en la actualidad, que no tienen policías. Hay estados que, aunque hacen sus esfuerzos por contener o por tener su policía, no pueden complementar los efectivos que requieren, de acuerdo a normas internacionales que están ya muy bien establecidas.

 

Consideramos que lo que es Estado y la sociedad, ya no puede esperar más tiempo para poder tener una organización, una estructura policial que le permita garantizar a la sociedad la seguridad que merecen.


Ha habido incremento de delitos y de violencia que, a través de los esfuerzos de SEMAR, SEDENA, Policía Federal, las policías de los estados, algunos policías municipales, sumamente capacitadas, se han hecho, peor no se ha logrado en su totalidad bajar este incremento de delitos.

 

También hay laxitud en las leyes y buscamos que al Guardia Nacional fortalezca este marco de derecho, que se trabaje en ese ámbito y que podamos garantizar el Estado de Derecho.


La forma de operar, la presencia en todo el territorio, esas 266 coordinaciones regionales, ahí estará el personal de la Guardia Nacional.

 

No será una distribución como a lo mejor ustedes conocen que tenemos tanto SEMAR y SEDENA, donde hay ciudades que hay una gran cantidad de personal, unidades que van desde batallones hasta brigadas, desde 500 hasta 3 mil hombres, no va a ser eso, sino en cada una de estas coordinaciones regionales, como lo mencionó hace un momento el doctor Durazo, ahí va a haber de 500, 600 dependiendo de la problemática que se tenga.

 

Ahí va a estar presente atendiendo a la ciudadanía esta fuerza. Va a tener facultades policiales, va a poder actuar en funciones de policía, para eso va a recibir su capacitación en ese ámbito.


Va a integrar y coordinar esfuerzos, todos estos esfuerzos de seguridad pública, en los estados
y municipios, lo va a coordinar, los va a integrar. No va a reemplazar, no se va a buscar reemplazar a las policías estatales o municipales. Se va a buscar integrar esos esfuerzos.

 

Se atenderán las necesidades que se establezcan en diferentes niveles, a nivel nacional. Está el Gabinete de Seguridad, donde se dictarán algunas políticas, algunas estrategias, algunas directivas, sobre qué hay que atender.

 

A nivel del estado, las coordinaciones estatales, donde están los señores gobernadores que van a identificar dónde está la problemática, para que la Guardia Nacional, en conjunto con las policías estatales y la parte de municipales que sea confiable, atenderán el problema, y a nivel del municipio, las coordinaciones regionales.

 

Entonces, es un esfuerzo coordinador para el ámbito de la seguridad pública. esta seguridad pública la tenemos que integrar de esa manera.

 

Tampoco podemos de una manera solos, como Guardia Nacional, atender. Son pocos efectivos con los que vamos a empezar. Serán 50 mil hombres a través de tres años y quizá vayamos un poco más para lograr entre 120, 150, al final de la administración.

 

Consideramos que es una oportunidad para construir una seguridad pública que asegure el desarrollo, que garantice a la sociedad realizar sus actividades, como lo hacía hace algunos años con la plena confianza de poder ir a donde quisieran, a la hora que quisieran, sin preocuparse por el ámbito de la seguridad.

 

Que la ciudadanía vuelva a confiar en la fuerza pública que representan las instituciones encargadas de la seguridad pública.

 

Sobre el mando, la Secretaría de Seguridad y protección Ciudadana va a establecer las necesidades, va a condicionar el uso de la Guardia Nacional.

 

Él va a decir dónde emplear. Va a haber el Comité, que ya lo mencionó el doctor Durazo, el Comité Coordinador Operativo, que va a materializar las estrategias. Nosotros vamos a operar, vamos a organizar, vamos a adiestrar, vamos a conducir las actividades policiales, orientadas a la seguridad pública.

 

Vamos a hacer lo que la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana nos diga que tenemos que hacer, no lo vamos a hacer nosotros, porque así lo estamos determinando en la Secretaría de la Defensa, no, va a ser la Secretaría de Seguridad Pública quien va a determinar esas necesidades, esas condiciones de uso de esta fuerza que se llamará Guardia Nacional.

 

Finalmente, quisiera reiterar la parte de la disciplina.

 

Esta fuerza necesita, obviamente, estar disciplinada, como lo está el Ejército, como lo está la Armada y como lo está la Fuerza Aérea. Estas instituciones necesitan de disciplina, necesitan su columna vertebral.

 

Si hay necesidad, en una Fuerza Armada, de desplegar todo el personal, la totalidad de fuerza que tenemos, desplegar por equis cantidad de tiempo, que conlleve a no ver a las familias, de no hacer su actividad normal, pues lo harán, eso es parte de la disciplina, en nosotros existe esa situación.

 

La emergencia no es menor como para no tener una estructura en la que podamos emplearla, la totalidad en el tiempo que queramos, y en los efectivos que deseemos desplegar.

 

También tiene que tener, al ser una estructura militar, también debe de tener, o estar sujeta a leyes militares. ¿Por qué?, la actuación interna debe de estar sujeta a legislación.

 

Si un mando de esa Guardia Nacional le ordena a otro que se vaya a un punto a desempeñar su tarea, pues no puede ser factible que a ese mando que le están diciendo va a decir: “no, yo no voy porque allá donde me están mandando es Tamaulipas, y allá no quiero ir porque está muy peligroso”. No.

 

En las estructuras militares, en el Ejército, Fuerza Aérea y Armada, se nos da la instrucción de ir al punto más peligroso por el tiempo que nos ordenen y tenemos que ir, y si no vamos, es un delito de desobediencia y entonces enfrentamos la jurisdicción militar.

 

Eso es lo que necesitamos también en esta estructura, esa legislación que permita el desarrollo, el cumplimiento de la misión que van a desarrollar.

 

También, tendrán que estar las leyes del orden común. Éstas van a ser la guía de la conducta en su función, va a ser la causa que genere una actitud positiva del elemento.

 

Si comete un delito en el actuar de su función, daña a un ciudadano, viola derechos humanos, hace uso de la fuerza de manera excesiva, tendrá que enfrentar las leyes del orden común.

 

Muchas gracias.

 

Senado de la República
Senado de la República

Tus propuestas son muy valiosas para nosotros

Queremos escucharte y entender tus necesidades. Envíanos tus propuestas para que juntos trabajemos en ellas.
Enviar propuesta